Entrevista a Eduard Prades, con motivo del cambio de sede de BDtrans

BDtrans Legislación sobre Estiba
Cómo se está aplicando la nueva normativa de estiba en el transporte de mercancías
22 abril, 2020
Cómo integrar las operaciones con la Logística y el Transporte
20 julio, 2020

Tras 14 años trabajando en nuestras instalaciones de carrer Ramon Berenguer Primer, ha llegado el momento de que ampliemos nuestra sede para mejorar los procesos y proporcionar un mejor servicio al cliente. 

Por esa razón, en los próximos meses procederemos a trasladarnos a una nueva nave en el CIM Vallès, muy próxima a nuestra actual ubicación. 

Para explicar los motivos del cambio, hemos hablado con Eduard Prades, director de BDtrans, quien nos explica cómo se está gestionando esta mudanza en una época tan complicada como la que estamos viviendo, en plena pandemia de coronavirus. 

¿Cuál es el motivo de este cambio de sede?

Desde un punto de vista operativo, la sede en la que estamos actualmente se nos ha quedado muy justa. No podemos crecer, lo cual provoca que el día a día no resulte todo lo cómodo que debería, debido a una cuestión de falta de espacio, lo cual implica una pérdida de eficiencia. Llevamos 3 años largos buscando nuevas instalaciones. Y ahora ha salido la oportunidad de alquilar esta nueva nave y ahí nos hemos lanzado. 

¿Cuáles son los principales problemas que tenéis en las actuales instalaciones en las que todavía os encontráis?

El almacén ha quedado pequeño. Aunque no es tanto un problema de metros cuadrados de almacén, sino de cómo está diseñado. Nuestra nave no está pensada para empresas de transporte, porque solo tiene muelles de carga en una de las fachadas. Esto supone un hándicap importante porque toda la mercancía que movemos primero debe entrar por estos muelles, para luego salir por las mismas puertas por las que previamente había entrado. En cambio, la nueva nave está diseñada para transportistas, con lo que dispondremos de muelles de carga y descarga en lados opuestos de la nave. Gracias a esto, la mercancía entra por una puerta, se controla y se tramea, y a continuación se carga por el muelle situado en la pared contraria. Operando de este modo, un porcentaje muy elevado de la carga no llega a pisar el suelo del almacén, ya que conforme se va descargando se vuelve a cargar en un nuevo camión que saldrá en dirección a su destinatario final. 

¿Habéis estimado cuánto tiempo vais a ganar realizando la carga y descarga de esa forma?

No tenemos cifras exactas, pero calculamos que, como poco, ganaremos casi dos horas al día. Lo que sí que tenemos claro es que en la nueva nave vamos a optimizar nuestros procesos internos en cifras que rondarán entre el 15% y el 20%. Al no tener que manipular la carga dos veces, obtendremos también grandes beneficios, que no podemos cuantificar hasta que no estemos allí. 

¿Por qué motivos se ha quedado pequeña la nave actual, en la que lleváis operando desde hace 14 años?

Básicamente por el crecimiento continuado y sostenido que ha experimentado la compañía. 

La nueva sede se ubica en el CIM Vallès

¿La nueva nave está muy lejos de la sede actual?

No nos hemos alejado mucho de nuestra área de influencia. Habrá una distancia de 3 kilómetros respecto a la nave actual. Los transportistas que llegan por la autopista no van a notar cambios, porque van a tomar la salida siguiente, que además va a estar menos embotellada que la actual. Seguiremos estando a la misma distancia del nudo de comunicaciones principal. De hecho, una de las premisas era no alejarnos mucho de nuestra zona, ya que hasta ahora estábamos muy bien ubicados. Y lo mejor es que estaremos situados en el CIM Vallés, un polígono específico para empresas logísticas y de transporte. 

Este detalle es importante, ¿verdad, Eduard?

Así es. Hay que tener en cuenta que este polígono fue diseñado siguiendo las indicaciones de expertos en logística y distribución. Al urbanizarse y construirse pensando únicamente en los transportistas, toda la dotación y equipamientos del mismo están optimizadas para este tipo de labores. Justo lo contrario de lo que sucede con otros polígonos industriales multisectoriales, que suelen ser proyectados por arquitectos o ingenieros bajo otras premisas y objetivos distintos. 

¿Qué otra ventaja importante conseguís con este traslado?

Me gustaría dejar claro que la nave en la que operamos actualmente es estupenda. El problema es que no está optimizada para nuestro negocio. De hecho, cualquier empresa de distintos sectores le sacaría mucho más partido que nosotros, puesto que su diseño es muy inteligente. Para que te hagas una idea, mientras que ahora contamos con 10 muelles de carga, en la nueva nave tendremos más de 30. Y ya sabes que a más muelles de carga, mayor capacidad operativa. A nivel de superficie, la diferencia no es mucha, ya que la nave nueva tiene 500 metros cuadrados más. Pero los muelles de carga se multiplican por tres. Gracias a esto, nuestra capacidad operativa se incrementa casi el doble: como no es necesario que la carga llegue a almacenarse, lo que necesitamos son muchas puertas ymuelles de carga, que nos permitan aumentar el flujo de carga, descarga y reexpedición. 

¿Cuál es la principal ventaja de este traslado para los clientes de ADR?

Nuestros clientes sobre todo van a notar positivamente este cambio porque el nivel de incidencias se va a reducir todavía más. Aunque este es un tema que, afortunadamente, ya está muy bajo. Incluso así, las incidencias van a disminuir significativamente.

El impacto del coronavirus en el negocio de BDtrans

¿Habéis notado en BDtrans una bajada del volumen de negocio a raíz de la crisis del coronavirus?

Afortunadamente para nosotros, el 95% de los clientes con los que trabajamos pertenecen al sector químico. Y el sector químico se considera de primera necesidad en cualquiera de sus vertientes. Además, el transporte de mercancías de ciertos productos para la desinfección y la limpieza se está moviendo más que nunca, debido a la alta demanda de este tipo de sustancias. Por esa razón, a nuestra empresa no le está afectando tanto esta crisis como a otros transportistas que han visto su actividad detenida casi al completo. 

¿Cómo se presenta el futuro de la logística ante un panorama tan incierto como en el que nos encontramos?

No cabe duda de que las cosas van a cambiar; y conviene adaptarse rápido a esta nueva realidad. Para ello, es necesario modificar la actitud basada en el miedo al cambio, para que esta transición sea menos dolorosa. Lo bueno es que BDtrans es una de las empresas del sector del transporte que mayor adaptabilidad tiene. En gran parte debido a la filosofía industrial por la que nos regimos. Las sinergias con Grup Barcelonesa han implantado en BDtrans un sistema de gestión de operaciones inspirado en el conocimiento del sector industrial. Trabajamos con muchos indicadores y siempre estamos pendientes de detectar errores, incidencias o ineficiencias en los procesos. Estamos en todo momento analizando esta información y tomando medidas para corregir estos posibles fallos.   

Si quieres ampliar la información sobre BDtrans, no dudes en ponerte en contacto con nosotros rellenando este formulario de contacto

Área Clientes